INICIO > OPINION
A-  | A  | A+

Larga guerra

“Las apariencias engañan”, reza un viejo refrán popular, así sucede muchas veces, como en la actual guerra de Ucrania, sobre la cual todas las grandes potencias afirman querer alcanzar un acuerdo de paz, sin caminar hacia ellos y, por el contrario, proyectar un prolongado conflicto bélico. 

La intención es colapsar la economía rusa con excesivos gastos bélicos para enfrentar la guerra mientras se le asfixia económicamente con un fuerte bloqueo comercial y financiero. 

Empero, lo que está en juego es la hegemonía del dólar a nivel global lo que derivará en el aprovechamiento de una gama de monedas de países emergentes para la transacción comercial, lo cual podría terminar con el dominio de la divisa verde y el eventual desplome de la economía estadounidense. 

La economía de Estados Unidos transita no sólo por el debilitamiento de su moneda, sino también por un periodo de elevada inflación, la más alta en décadas, más de 8 por ciento. 

Además, Washington “ayuda” a Ucrania con 300 millones de dólares en armamentos, con lo que pretende prolongar la confrontación con Rusia por varios años. 

Una verdadera encrucijada viven hoy Estados Unidos, la Unión Europea y Rusia, mientras que China consolida su pujante economía (aunque con menor crecimiento), su papel de gigante asiático y, en pocos años, convertirse en la economía más importante del globo. 

Difícil pronosticar el resultado de la guerra de Ucrania, pero lo que sí es cierto es que el unipolarismo nacido con el fin de la Unión Soviética llegó rápidamente a su fin para dar paso a un tripolarismo en el que otras naciones de fuertes economías podrán tener mayor voz y voto en las decisiones sobre la nueva globalidad. Veremos. 

AHORROS 

Las novedades pasan rápido y mucho más en la era digital. Vemos cómo Facebook, el gigante de las redes, pierde usuarios, como lo hace también Twitter, y ahora la sorpresa fue Netflix, el servicio de streaming por excelencia que dominó el mercado en lo que va de este siglo. 

Repentinamente Netflix perdió 200 mil suscriptores en el primer trimestre del año y en la bolsa cayó 25.63 por ciento, pero peor vendrá en su próximo reporte trimestral con una disminución de usuarios de 2 millones, como efecto de las sanciones “a Rusia y la guerra de Ucrania”. 

Sin duda, la plataforma seguirá en decadencia, como el resto de las streaming con férrea y costosa competencia entre ellas. 

salvadormartinez@visionmx.com

Twitter: @salvador_mtz

jl/I